Artículo: Cómo jugar a rol, ¿por dónde empiezo? (1/4)

Índice de contenidos

Cómo jugar a rol, ¿por dónde empiezo? (1/4)

Te llama la atención. Si estás aquí, es que algo has oído sobre los juegos de rol. Tal vez te gusta jugar videojuegos o juegos de mesa y ahora quieres dar el paso definitivo: quieres jugar a rol. Pero a veces no es fácil, sobre todo si en tu entorno nadie juega. Con esta entrada pretendemos acompañarte con tus primeros pasos para saber cómo jugar a rol.

Más allá de los expuesto en Wikipedia sobre los juego de rol, e intentando ser muy breve, un juego de rol podríamos resumirlo como una conversación improvisada y dramatizada, donde quienes conversan lo hacen encarnando a distintos personajes. Pero si ya sabes lo que es un juego de rol, seguro que tienes una explicación mejor. ¿Cuál es la tuya? No dudes, por favor, en darnos tu punto de vista.

Vamos a dar esos primeros pasos para saber cómo jugar a rol

Los juegos de rol son juegos sociales. Así que de lo primero que debes preocuparte es de la gente con quien vas compartir la partida. Como decimos en RAgames, la gente primero. Así que deberás empezar por buscar un grupo de personas con quien seas afín y te sientas a gusto. Ser amable es una premisa básica. Por eso, en nuestros manuales insitimos tanto en que las mesas de juego deben cuidarse como familias.

Por muy remota que sea la zona donde vives, seguro que podrás encontrar gente. Crear comunidad es relativamente sencillo gracias a las redes sociales. Por eso, te aconsejamos que frecuentes las redes donde haya gente que juegue a rol. Desde que murió G+ puedes encontrar estos grupos de rol en Discord o Twitter. En ambas encontrarás un buen número de personas que comparten esta afición, con quien dar rienda suelta a esas ganas de rolear, y que no imaginabas siquiera que existían. Y sobre todo, pon mucha atención a eventos y jornadas, tanto virtuales como físicas.

Fuera de Internet encontrarás asociaciones y grupos en casi cualquier lugar. Por ejemplo, en Vallecas tenemos a Bukaneros del rol; en Barcelona al club Kritik o en A Coruña tenemos a la asociación Draco. Pero seguro que en tu ciudad también hay. ¿No es el caso? ¿Y si lo creas tú? ¿Y si contactas con personas que quieren jugar cerca de tu ciudad y los convocas?

Uno de los sitios donde antes de la pandemia era habitual encontrar gente, y donde los grupos de juego solían quedar, eran las tiendas especializadas. Ahora es distinto: la pandemia ha complicado todo. Pero seguro que en tu ciudad encuentras un Generación X o un Kaburi donde acudir (o alguna tienda del estilo).


Y cuando tengas esos contactos que necesitas para jugar, acuérdate de que ante todo, somos personas. Por encima de reglas, dados y partidas, somos seres humanos. Somos muy pesados con esto, lo sé. Pero es que es fundamental.

¿Ya has encontrado gente que quiere jugar a rol?

Pues ahora, el siguiente paso es decidir dónde y cuándo se juega. Ojalá toda la afición pudiésemos jugar semanalmente, o incluso más de una vez por semana, pero la vida adulta te golpea y será complicado que todo el grupo tenga la misma disponibilidad. Recuerda que somos personajes, así que sé flexible con fechas y sitios. Para jugar partidas sueltas no tendrás tanto problema. Pero si las partidas llevan una trama unida (lo que se conoce por campaña) no es aconsejable que pase mucho tiempo entre una sesión y otra.

Lo siguiente sería decidir el juego. Porque la preparación será muy distinta de uno a otro. Hay juegos que no necesitan ninguna preparación ni una figura tan particular como la conocida como DJ (quien dirige el juego, Master en inglés). Pero hay juegos donde alguien debe ejercer dicha figura (DJ) para presentar las reglas del juego y dirigir la historia. Esta figura tradicional solía ser quien más responsabilidad tenía en la sesión; sin embargo, los juegos modernos reparten estas responsabilidades. No es que la figura de dirección se diluya, sino que su papel se distribuye de otras formas.


Y de entre todos los juegos que podéis elegir, mi consejo para empezar es… que empieces por el que te llame la atención. Si estás empezando, no te preocupes por el reglamento: todos serán nuevos para ti. Elige por temática, ¿qué te mola? ¿Qué te genera HYPE? ¿A qué te apetece jugar? ¿Una historia de fantasía épica o un relato de supervivientes en un apocalipsis?

Los géneros que tradicionalmente más triunfan en los juegos de rol son:

Fantasía. Estos juegos transcurren en un mundo fantástico, lleno de seres extraños, y el Amo del Calabozo… perdón, que me lío. La mayoría son herederos de la obra de Tolkien y de Dragones y Mazmorras. Algunos ejemplos:
  • Dungeons & Dragons es el juego de rol más popular y jugado del mundo. Quienes lo juegan, encarnan a una amplia gama de razas fantásticas en su lucha, normalmente, por saquear una mazmorra. O eso era el planteamiento original: descender a una oscura cueva y llevarse el tesoro del dragón.
  • Dungeon World. La misma temática pero con una mecánica de juego mucho más moderna. Para mí, más sencilla y atractiva.
  • The Witcher. Juego que recrea el universo del famoso brujo popularizado por el videojuego y la serie de TV. Para mí, un pelín más complicado de mecánicas.

Horror. Estos juegos intentan usar mecánicas que representen la pérdida de control mediante la cordura o el pánico. En ellos, sobrevivir es el mayor logro. Algunos ejemplos:
  • Ratas en las paredes: un juego de rol de horror cósmico que permite disfrutar de partidas de terror con tono lovecraftiano.
  • No te duermas: es un pequeño juego donde los jugadores son insomnes con poderes, obligados a sobrevivir en la llamada Ciudad de la Locura.
  • Trueque: combina el rol clásico con pinceladas narrativas. Emplea una mecánica sencilla y directa diseñada brillantemente por Pepe Pedraz.
  • La Llamada de Cthulhu: el juego de horror cósmico por antonomasia. Un clásico de la investigación y al descenso a la locura.

Apocalípticos. La humanidad trata de sobrevivir en un mundo donde la civilización se ha ido al traste o está a punto de sucumbir. Algunos ejemplos:
  • Z Corps es un juego de zombies. Sencillo de jugar y dirigir. Ideal si te gusta la temática de muertos vivientes.
  • Apocalypse World es mucho más que un juego, es el precursor de la filosofía de juego denominada PbtA. Propone partidas de supervivencia en un mundo que será generado por la mesa de juego.
  • Mutant Year Zero. Otro juego sencillo de jugar y dirigir para gente que empieza. Los personajes tendrán que gestionar un lugar donde sobrevivir al apocalipsis, ayudados de poderes mutantes que dan un tono superheroico.

Ciencia Ficción/Space opera. Transcurren en un futuro lejano, hipertecnológico. Y en muchos casos se mezclan con elementos fantásticos o alienígenas. Algunos ejemplos:
  • The Veil es un juego de rol cyberpunk que explora los límites de la humanidad y su relación con la tecnología.
  • Nexus es pura ciencia ficción bélica, con un sistema sencillo y personajes encarnando a la tripulación de una nave-ciudad perdida en un lugar remoto del espacio.
  • Star Wars. Por supuesto que el universo de Star Wars tiene varias versiones y juegos para que puedas jugar con caballeros Jedi, contrabandistas espaciales…, incluso ewoks. Aquí te dejo el enlace de uno de ellos, pero son muchos más.
  • Dune. Y otra saga galáctica con un universo tan atractivo que los juegos de rol no podían dejar pasar.

Estos son los más representativos, pero hay muchos más géneros para iniciarse en los juegos de rol. Yo he jugado con gente novata a juegos históricos como Brujas de la noche (aviadoras soviéticas en la Segunda Guerra Mundial) o cuentos mágicos como Girl Underground, donde se recrean los tropos de obras literarias al estilo de Alicia en el País de las Maravillas o El mago de Oz. Ambos, con un sistema de juego muy moderno y depurado.

Pero lo principal es que elijas el juego que más te apetezca. ¿Qué historia te gustaría contar? Esa es la pregunta que debes resolver.

¿Ya tienes el juego y la gente sentada a la mesa?

Cada juego plantea una serie de necesidades materiales, pero generalmente te bastará con hojas impresas con las fichas de los personajes y material para poder escribir. Si queréis tomar algo durante la partida, eso va por gustos. Hay gente que no quiere nada encima de la mesa y otras personas que no pueden jugar sin ingerir nada. Llegad a un acuerdo. Y si alguien se ha ocupado de preparar la partida, que no sea esa misma persona la que se ocupe también de traer el aperitivo o la bebida, ¿no?

Ahora, a jugar. En realidad será la practica la que te ayude a comprender cómo jugar a rol. Así que nada mejor que ponerse a ello, ¡suerte!


¿Qué tal fue vuestra primera vez? ¿Aún la recordais?

Si te ha resultado interesante y quieres ayudarnos a seguir con este proyecto de creación de juegos, pásate por aquí a tomar un café.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

¡¿Santo y seña?!

Entra en tu cuenta